lunes, 20 de agosto de 2007

Unos por otros, la calle sin barrer.

Hace meses que el Ayuntamiento de Granada terminó de acondicionar un local para el Archivo Municipal.
Dicho local está en la calle Goleta (http://www.visogsa.com/noticias/05-07-2004.htm), muy cerca de la piscina municipal de la Chana.

En el mismo edificio la Diputación de Granada tiene otro local que vení­a utilizándose para almacenar las urnas de las votaciones y muchas, muchas vallas.

Y digo "vení­an" porque el jueves 12 de julio el peso de estas vallas hizo que se viniera abajo la pared de ladrillos que da a la calle Corbeta y al parque infantil (donde habí­a niños jugando en esos momentos).

¿Ví­ctimas?
Sólo un Fiat Punto gris y una Renault Kangoo 4x4 del parque móvil del Ministerio de Medio Ambiente.
Sobre el Punto aterrizaron muchas de las vallas que alguien decidió amontonar apoyadas en una pared muy débil. El coche quedó muy perjudicado. El dueño esperó varios dí­as para retirar el coche (supongo que por cuestiones del seguro).
Sobre la Kangoo cayeron unos pocos ladrillos, y quedó tal y como se ve en la foto siguiente.



Esta imagen fue tomada el 17 de agosto de 2007. Como se puede ver, los responsables no se han dignado, no ya a arreglar la pared del local, sino ni siguiera a retirar los cascotes de la calle.
Por supuesto, la Kangoo parece que no les ha hecho falta en más de un mes, ya que nadie ha ido ni a quitarle los ladrillos del techo.

Lo único que han hecho en todo este tiempo, y tardaron bastantes dí­as, fue retirar las urnas de las votaciones y todas las vallas. Será para evitar que alguien las robe...

Por cierto, la puerta de cocheras que se aprecia en la foto pertenece al local. ¿No podrí­an poner un vado oficial en lugar de una pintada cutre prohibiendo el aparcamiento? Ya podrí­an predicar con el ejemplo.

Tanto en la ciudad de Granada como en el resto de la provincia hay muchos sitios donde unos arreglillos no vendrí­an mal, pero, viendo que las administraciones competentes no arreglan ni sus locales...

No sé de quién es la responsabilidad de arreglar ese desaguisado, pero sí­ veo mucha dejadez y/o abandono.
Está claro que saben del accidente pero, ¿por qué nadie ha movido la Kangoo? ¿el funcionario que debe quitar los cascotes estará de vacaciones?
En serio, ¿esta dejadez se debe a las vacaciones? ¿o será que no se conceden los permisos de obras necesarios?

Pues eso, que hace ya más de un mes del accidente, y sea quien sea el responsable, la calle sigue sin barrer y la pared del edificio sin arreglar!


Actualización:
A día 28 de agosto siguen sin haber tocado ni un cascote del desastre.